Vamos a estar de acuerdo en que organizar la vida financiera no siempre es fácil, ¿verdad? A menudo gastamos por impulso o simplemente parece que el salario no alcanza para todas las necesidades.

La verdad es que existen formas de aliviar estas dificultades que, no siempre pueden ser erradicadas, pero muchas veces pueden mejorar. ¡Sigue leyendo y descubre!

¿Por qué debemos organizar la vida financiera?

Puede parecer algo simple, ¿pero sabías que la mayoría de las personas ni siquiera sabe cuánto gasta, en qué gasta o qué sucede con su dinero? ¡Este es un terrible hábito financiero!

Publicidad

Publicidad

Debemos organizar nuestra vida financiera para obtener los mejores frutos de nuestro trabajo y, así, mejorar la calidad de vida.
Además, la organización financiera te ofrecerá mayor seguridad, esa estabilidad tan deseada. Bueno, sin más preámbulos, ¿vamos a aprender a aplicar esto en nuestra vida?

Consejos para organizar la vida financiera fácilmente

¡Ahora vamos a lo que realmente importa! Para ayudarte, he separado algunos consejos muy válidos que pueden facilitar la organización de tus finanzas. Los consejos en cuestión sirven para cualquier tipo de clase social. ¡Compruébalo!

Identifica tu realidad financeira

Algo que muchas personas no saben hacer es identificar su realidad financiera. Al hacerlo, puedes percibir mejor a dónde va tu dinero. Sí, aunque parezca tedioso, vas a tener que poner los gastos por escrito.

Enumera todos tus gastos fijos y también aquellos que varían durante el mes. Como, por ejemplo: alquiler, agua, luz, condominio, gas, gasolina, entre otros. ¡No te olvides de los extras, al fin y al cabo, ese pedido a domicilio del fin de semana no se paga solo!

Después de listar todo esto, es muy importante hacerse algunas preguntas clave:

  • ¿Cómo es tu relación actual con tus finanzas?
  • ¿Sueles gastar más de lo que ganas?
  • ¿Enfrentas un gran endeudamiento?
  • ¿Consigues reservar algo de dinero o realizar inversiones de forma consistente?

Al responder a estas preguntas, reflexiona. Reconsidera algunos de los gastos, no necesitas dejar de disfrutar de la vida, pero, si después de una reflexión sientes que algunos gastos pueden dejar de existir, intenta eliminarlos.

Comienza a planificarte financieramente

Una cosa es cierta, el día de mañana no está en manos de ninguno de nosotros. Dado esto, es bastante complicado vivir sin un planeamiento financiero, solo esperando que algo suceda en nuestras vidas.

¿Tienes deudas? ¿Problemas financieros? ¿Quién sabe, un sueño que parece inalcanzable? Mira, puedo asegurarte que con el planeamiento los problemas pueden ser apaciguados y algunos sueños pueden incluso realizarse.

Como dije en el punto anterior, es necesario definir prioridades y, a partir de ellas, empezar a tener algo de dinero sobrante. ¡Aunque sea un poquito!

¿Sabes eso de “dar pasos de bebé”? ¿O el dicho “poco a poco se llena la gallina el buche”? No podría ser más real. Si juntas cualquier poquito que sea dentro de tu realidad, ¡ya es increíble!

Si es posible renegocia y salda tus deudas

Sería fácil llegar aquí y decir: ¡paga tus deudas ahora! Sin embargo, sabemos que esa no es la realidad de la mayoría de los mexicanos. Pero sí, puedes empezar a pensar en resolver esa situación.

Esto incluso entra en la etapa de la que hablamos anteriormente sobre planificación financiera. Si logras recortar algunos gastos para tener al menos una cantidad mensual, es posible tomar medidas con respecto a las deudas.

Primero, necesitarás contactar a las instituciones financieras a las que debes. Intenta renegociar o, si tienes el dinero, liquidar la deuda. Esto traerá un gran alivio financiero y emocional.

Concentra tus gastos en la tarjeta de crédito

Cuando se habla de organizar la vida financiera, muchas veces vemos la tarjeta de crédito como un gran villano. Sepa que esto está lejos de ser la verdad, al menos en algunos casos.

La tarjeta de crédito solo es un villano cuando cae en manos equivocadas. Al concentrar todos los gastos cotidianos en una sola tarjeta, ¡puedes tener una visión general de tus finanzas!

Además, varias tarjetas ofrecen programas de recompensas que pueden permitirte acumular puntos y cambiarlos por regalos y cashback. ¡Vale la pena explorar esta herramienta!

Involucra a la familia en el camino hacia la organización financiera

Yo misma quise organizarme financieramente y, cuando lo hice, involucré a toda mi familia. Después de todo, estando todos en la misma casa y pagando las mismas cuentas, es necesario estar en la misma sintonía.

El proceso será mucho más sencillo si tus familiares colaboran. ¡Y no dejes de aprovechar esta oportunidad para enseñar lo que es la educación financiera a los más jóvenes!

Al involucrar a los niños es posible enseñarles desde temprano a organizar la vida financiera y a tener mejores hábitos en ese sentido.

¡Sin más excusas para no organizar la vida financiera!

Ahora que conoces estos valiosos consejos, no hay más excusas para no organizar tu vida financiera de una vez por todas. Es muy importante mantener todo al día para que no solo la cartera sino también el aspecto emocional se alivien.

La desorganización financiera, las deudas y otros problemas en esta área son causantes de depresión, ansiedad y problemas emocionales. Además, ¡pueden causar problemas físicos!

Después de todo, si no te organizas financieramente, ¿cómo podrás costear tratamientos para cualquier enfermedad? ¡Es necesario estar siempre atento! Espero que lo hagas, ¡buena suerte!